Lesiones-en-el-Tenis

LESIONES EN EL TENIS

Cada actividad deportiva tiene las denominadas “tecnopatías”, que son lesiones asociadas a los gestos específicos, que se repiten una y otra vez, y otras generales, propias de cualquier deporte.

Por un lado, el factor técnico, relacionado con el uso de la raqueta, desencadena una serie de lesiones muy características, relacionadas con cada uno de los tipos de golpe y con posibles sobrecargas de las regiones que intervienen.

Por otro, el tenis es un deporte en el que un partido puede llegar a durar cuatro horas o más. Esto significa un esfuerzo físico y mental muy exigente. Si no se reponen correctamente las pérdidas de electrolitos y agua que se producen durante el encuentro, es frecuente que aparezcan contracturas, calambres y lesiones musculares.

Lesiones-en-el-Tenis por el especialista en Lesiones traumatológicas y deportivas Dr. Villanueva

Roger Federer, “Federer Express”, o “FedEx” (Basilea; 8 de agosto de 1981) es, probablemente, el mejor tenista de todos los tiempos. Ha sumado 302 semanas estando en el primer lugar del ránking, más que ningún otro tenista en la historia, superando la marca de Pete Sampras, quien estuvo un total de 286 semanas en dicha posición. Federer ha ganado 17 Grand Slam, mas que ningún otro jugador en la historia: campeón del Abierto de Australia en 4 ocasiones, del Torneo de Roland Garros en una ocasión, (donde también ha sido finalista en otras cuatro), del Campeonato de Wimbledon en 7 ocasiones y del Abierto de Estados Unidos en cinco ocasiones. Es uno de los siete jugadores masculinos que ha logrado el Grand Slam, y uno de los tres (junto a Andre Agassi y Rafael Nadal) en hacerlo en tres superficies diferentes (tierra batida, hierba y pista dura).

Es el único jugador masculino en la historia del tenis en haber llegado al menos a cinco finales en cada uno de los Grand Slam. Federer ha participado en 24 finales de Grand Slam, hecho que no tiene precedentes. Es el segundo jugador con más títulos ATP World Tour Masters 1000 sólo por detrás del español Rafael Nadal. También ganó la medalla de oro olímpica en dobles con su compatriota Stanislas Wawrinka en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008, y la medalla de plata en individuales en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Su rivalidad con Rafael Nadal es considerada como una de las más grandes rivalidades de todos los tiempos del deporte.

Lesiones-en-el-Tenis por el especialista en Lesiones traumatológicas y deportivas Dr. Villanueva
Lesiones-en-el-Tenis por el especialista en Lesiones traumatológicas y deportivas Dr. Villanueva

SAQUE-MATE LESIONES EN EL TENIS

El saque es uno de los golpes más importantes del tenis, en determinadas superficies es la base del juego o, dependiendo de su ejecución, puede condicionar el estilo de juego de un tenista. Dependiendo del tipo de superficie, ésta le añadirá o restará velocidad a la bola cuando toca el suelo. El saque o el mate implican un movimiento coordinado del brazo-raqueta, por encima de la cabeza del jugador, en el que todo el cuerpo acompaña el movimiento:

1ª Fase: Se produce un movimiento de rotación externa y desplazamiento posterior del hombro que hace que la cabeza del húmero se desplace hacia adelante y choque contra los ligamentos que protegen el margen anterior de la articulación del hombro. En esta fase se produce una compresión del nervio subescapular, que discurre por el margen anterior del hombro. La columna lumbar se encuentra muy arqueada hacia atrás (hiperlordosis) para acabar en una brusca flexión, lo que puede condicionar problemas como lumbalgias o hernias de disco.

 2ª Fase: A continuación se golpea la bola y el hombro de desplaza de forma brusca hacia delante, quedando en ligera rotación interna. Es la posición propicia para que aparezca un atrapamiento de los tendones del manguito de los rotadores (síndrome de compromiso subacromial), pudiendo ocasionar una bursitis, tendinitis o incluso roturas parciales en las fases crónicas del tendón del supraespinoso o infraespinoso, principalmente. Estos músculos ayudan a despegar y elevar el brazo y su lesión compromete la realización de movimientos del hombro por encima de la cabeza.

3ª Fase: Tras el impacto de la raqueta con la bola, el hombro se va decelerando y se va desplazando delante del tronco, siguiendo la inercia del movimiento. En este gesto, la articulación que une la clavícula con el hombro (articulación acromioclavicular) se encuentra muy sobrecargada pudiendo aparecer dolor en la región superior del hombro.

 

Lesiones en el Tenis Dr. Manuel Villanueva

La técnica de Roger Federer, probablemente, le ha protegido de algunas lesiones específicas pero no ha podido con la suma de técnica y corazón de Rafael Nadal, el único deportista que le ha hecho llorar.

REVÉS LESIONES EN EL TENIS

Cuando realizamos este golpe, es importante que el codo se encuentre estirado. Si golpeamos la bola cuando el codo se encuentra flexionado, se producirá una sobrecarga de la musculatura externa o epicondílea que nos llevará, de forma inexorable, a la epicondilitis, el conocido popularmente como “codo de tenista”. Un aspecto a tener muy en cuenta es la tensión del cordaje de la raqueta. Si es insuficiente, el antebrazo y el codo absorben la energía procedente de la bola, energía que debería ser absorbida por una raqueta con la tensión suficiente en el cordaje. La mano tiende a sujetar con más fuerza la empuñadura para poder repeler con fuerza los golpes, desencadenando una sobrecarga en la musculatura del codo. Es recomendable jugar con la tensión más alta posible con la que el tenista se sienta cómodo.

GOLPE DE DERECHA LESIONES EN EL TENIS

Este golpe puede provocar dolor en la cara lateral de la muñeca, justo en la base del dedo pulgar (estiloides radial) debido al movimiento repetido de giro de la muñeca y flexión rápida. En ocasiones, también, se aprecian dolores en la cara interna del codo (epitrocleitis), donde se inserta la musculatura flexora, una lesión común a otros deportes, como el golf; o en la cara interna de la muñeca, por sobrecarga del cubital anterior.

RODILLA Y TOBILLO LESIONES EN EL TENIS

Lesiones-en-el-Tenis por el especialista en Lesiones traumatológicas y deportivas Dr. Villanueva
Lesiones-en-el-Tenis por el especialista en Lesiones traumatológicas y deportivas Dr. Villanueva

Las rodillas y los tobillos se pueden lesionar en el tenis, como en cualquier deporte de salto y carrera. Los apoyos tan fuertes, con acelerones y frenazos bruscos, con cambios de dirección constantes pueden derivar en tendinopatías crónicas, como la del tendón rotuliano, que apartó a Rafa Nadal de las pistas durante 6 meses, o de otros tendones como la pata de ganso, el bíceps femoral o el tendón del cuadriceps.

La tendinosis del tendón rotuliano o “rodilla de saltador” consiste en la inflamación (sólo en la primeras fases) o degeneración (en las fases crónicas) de la unión del tendón rotuliano con el polo inferior de la rótula y pueden contribuir a ella factores extrínsecos (superficie de juego, frecuencia, intensidad etc) o factores intrínsecos (factores predisponentes del propio individuo), como las alteraciones de alineamiento del mecanismo extensor, de la rótula (rótula alta, baja o con hiperpresión lateral) y las alteraciones de los pies, bien por exceso de arco plantar (pies cavos) o por defecto del arco plantar (pies planos).

Otros problemas serían la condropatía rotuliana, bursitis, inflamación de la grasa de Hoffa, los esguinces del tobillo o, más infrecuentemente, las tendinopatías del tendón de Aquiles, más propias de corredores de fondo.

El dolor de la tendinitis puede aparecer después del entrenamiento o de los partidos, en otras ocasiones puede aparecer durante y después de la actividad deportiva o, en las formas mas graves, antes y durante la misma, impidiendo al deportista rendir al máximo nivel o, incluso, seguir en la pista.

Estas lesiones pueden requerir diferentes formas de tratamiento. Antiinflamatorios o medidas físicas en las fases agudas, programas de fisioterapia convencional o técnicas avanzadas de recuperación, como la electrolisis percutánea intratisular (EPI), proloterapia o infiltraciones de ácido hialurónico o de factores de crecimiento, todas ellas guiadas por técnicas de imagen como la ecografía para optimizar la recuperación del deportista, como hemos visto en otros capítulos de esta web. Es imprescindible realizar un estudio biomecánico del aparato locomotor, que incluya el apoyo plantar en las diferentes posiciones y gestos del jugador, corrigiendo en caso necesario, cualquier desequilibrio del mismo, mediante la elaboración de plantillas personalizadas. Las plantillas personalizadas mejoran la estabilidad en los desplazamientos laterales y optimizaran el impulso en las arrancadas del jugador.

Lesiones en el Tenis Dr. Manuel Villanueva

Rafael Nadal ha tenido que enfrentarse a una tendinopatía crónica del rotuliano, con una pequeña rotura asociada y una inflamación de la grasa de Hoffa.

Lesiones en el Tenis Dr. Manuel Villanueva
Lesiones en el Tenis Dr. Manuel Villanueva

La tensión y el sobreesfuerzo que realiza la musculatura epicondílea pueden observarse en estas fotos de Rafael Nadal.

DESHIDRATACIÓN E HIPERTERMIA LESIONES EN EL TENIS

Es frecuente que los partidos se prolonguen durante más de cuatro horas, sobre todo en los torneos al mejor de 5 sets o aquellos que se disputan en tierra batida, aunque no siempre. Todos recordamos el épico partido entre Rafa Nadal y Roger Federer que supuso la primera victoria de nuestro campeón en Wimbledon. En estos casos, pueden aparecer los calambres y contracturas, por cansancio, deshidratación o pérdida de iones.

 ¿Por qué se producen los calambres?

El ser humano está mejor adaptado para hacer frente a ambientes cálidos que a fríos. Sin embargo, cuando competimos en ambientes calurosos y húmedos, tenemos algún riesgo extra, aunque estos también pueden aparecer en ambientes fríos o en invierno.

Cuando hacemos ejercicio en situaciones de mucho calor y humedad el corazón tiene que hacer dos tareas extenuantes, enviar sangre a los músculos para que funcionen y enviar una carga extra de sangre a la piel para poder enfriar la temperatura corporal así comenzar a sudar. Entonces se puede producir un problema al no disponer de suficiente sangre para ambas funciones. Las consecuencias:

– El músculo se fatigará al no recibir la cantidad de sangre adecuada, pues una gran parte se encuentra en la piel. El ritmo de sudoración puede llegar hasta 1.5 litros a la hora durante el esfuerzo prolongado. Esto hace que el organismo tenga una cantidad menor de líquido circulando en su interior, con lo que se agrava el problema. Además, con el sudor, se pierde mucho sodio y potasio, iones fundamentales para la correcta función muscular.

– La piel se queda sin sangre que es desviada al músculo, por lo que la temperatura corporal puede aumentar de forma peligrosa. Si a eso le sumamos el calor, la humedad y la imposibilidad de enfriar el organismo podría aparecer la temida hipertermia, el conocido golpe de calor.

 ¿Cómo podemos prevenir los problemas asociados a la humedad?

 Es importante conocer la temperatura ambiente y las condiciones climatológicas donde vamos a realizar la actividad deportiva. Las recomendaciones para prevenir lesiones son:

-Aclimatación durante 7-10 días en el sitio donde se realice la prueba, si vamos a realizar un esfuerzo físico intenso.

-Hidratación. La deshidratación progresiva reduce la capacidad de sudoración a lo que se añade que hay una menor cantidad de sangre que va a la piel y enfría al organismo. Es importante saber cuánto peso hemos perdido al realizar pruebas similares. Con el cálculo de dicha pérdida podemos valorar el líquido a reponer. Hemos de tener en cuenta que la sensación de sed no es inmediata, llega cuando ya hemos perdido una buena cantidad de líquidos. Además, debemos reponer los iones con bebidas isotónicas, plátanos o frutos secos.

Otro aspecto importante es utilizar una vestimenta adecuada durante el ejercicio. Esta debe ser transpirable, permitiendo que el sudor se evapore y enfriando el cuerpo.

El calzado específico, como siempre, con las correcciones oportunas en los casos en que sea necesario, ayudará a prevenir lesiones, rozaduras o cualquier sobrecarga.

Compartir en tus Redes:

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *